Páginas vistas en total

jueves, 3 de septiembre de 2015

Septiembre

Con la bella jardindera recogiendo sus frutos nos despedimos de ella. El mes que viene iniciaremos otro almanaque que espero nos resulte atractivo cuando menos. 

 Septiembre es el mes en que realmente empieza un nuevo año, los cursos, los colegios, la reentré al trabajo, y todas esas cosas que parece ser que a la gente le produce lo que ha dado en llamarse síndrome posvacacional. Yo siempre recuerdo el día de vuelta de las vacaciones cuando salía, como el más feliz del año y es que yo si mi Madrid no soy nada. Una sombra, un sinvivir, una añoranza tardía, y demás cursiladas.
Como sabéis en estas entradas "de mes" trato de todo un poco pero es que hoy hay tanto de qué tratar que me voy a decidir por la pena de muerte. Ante todo y por encima de todo soy radicalmente contrario a ella. Ahora bien, cinco niños asesinados por sus familiares este verano en España, ni siquiera les juzgaría. No sé cuantas personas ahogadas dentro de un camión cerrado herméticamente mientras el conductor huye sin abrirles para que no queden testigos, no creo que ni siquiera se pudiera llamar pena de muerte sino desparasitación. No sigo poniendo ejemplos por que ya habéis entendido por donde voy. 
Setenta y tantos años de historia y las huidas empavorecidas de los países son iguales. 
Cánada niega asilo político a refugiados ¿será por falta de sitio o exceso de habitantes?
Japón se rearma. 
Se destruye los más casi sagrados restos de los origenes de la cultura universal.
Se venden camisetas con imagenes de la gentuza del estado islámico decapitando gente, entre esas camisetas, ranitas de bebé. Dicen que se vendían muy bien.
Los torrentes de Blasco Ibáñez de nuevo nos arrasan, aquí y en China.
Los árboles se caen.
Australia y California arden por los cuatro costados.
Y lo peor de todo: dos casos de polio en Ucrania. Una enfermedad erradicada en Europa hace años. Ahora que precisamente los papás "modelnos" se niegan a vacunar a sus hijos y que hay zonas en Africa donde matan a quienes acuden a vacunar contra esta enfermedad. No, ni siquiera los juzgaba.

1 comentario:

  1. Recuerdo que antes con la "rentrée" llegaban los estrenos y las novedades. Ahora el horror no da tregua ni deja espacio.
    Un abrazo

    ResponderEliminar