Páginas vistas en total

sábado, 30 de enero de 2016

Edificio España

Está dando que hablar el uso o la reforma que quieren hacer los chinos del Edificio España en la Plaza del mismo nombre. No estoy en contra de que reformen lo que quieran pero me parece que no son quienes (ni ellos ni nadie por el hecho de comprar) para tocar el exterior de un edificio que ha sido emblemático de la ciudad desde los años cincuenta, incluso en un episodio de Tom y Jerry al desarrollarse en Madrid es este el fondo que eligen para representarlo. Que al final unos y otros hagan lo que les salga de las narices no quita, de momento, que yo pueda expresar mi opinión sobre este asunto y otro paralelo que es la reforma de la Plaza de España.
Para empezar la Plaza de España es uno de los rincones menos acogedores de la ciudad. abierta directamente a los vientos serranos por la calle Princesa, Ferraz, creo, y la Cuesta de San Vicente, e igualmente desangelada y desabrida es su "decoración". Desde luego hay algo que mientras se mantenga como está mal arreglo tiene la Plaza y ese algo es el monumentazo al Quijote o a Cervantes, no lo tengo muy claro. Lo vemos en primer término en la imagen. Un trasto gigantesco y completamente fálico al que sobran los metros, que no son pocos entre el final de las pilastras de las esquinas y el friso que inicia el motivo del remate, muy bien pensado y bello en un amplio sentido por otra parte. Entre la "parte fálica" del monumento y la absurda fuente que hay detrás se cargan cualquier posible solución estética.
El Edificio España fue un logro para una ciudad todavía recuperándose de los bombardeos de la guerra, y si carece de la grandeza de los rascacielos americanos y del afán decorativo de décadas anteriores su aspecto de construcción infantil en diversas alturas le hace más que caraácterístico. Por decirlo de alguna manera: no es el problema de la plaza ese edificio que actúa casi como telón de fondo. No he comprendido nunca como se permitió que cuatro edificios de la plaza -en pleno corazón de la ciudad y todos relativamente "modernos", para quienes no conozcais la ciudad- se dejaran caer en el abandono y al menos dos de ellos directamente en la ruina más absoluta. Supongo que serán cosas del capitalismo salvaje imperante pero aun así creo que esta ciudad no puede permitírselo. No puede por que Madrid es ciudad de rincones, no de conjuntos, ni tenemos un barrio Gótico ni un barrio de Santa Cruz, pongo por caso. A Madrid no se le encuentra, hay que buscarlo y dejarse embriagar por él. Sin embargo, el conjunto que podría ser y no es de Palacio y Plaza de España con un buen montón de elementos preciosos en sus cercanías como el Museo Cerralbo, la Iglesia de San Marcos, o el templo de Debod, y algunos más que no me vienen a la cabeza sí podría ser un elemento más "vistoso" de la ciudad.
Dado que nadie se está planteando capar el monumento, creo que la plaza tiene mal arreglo. Básicamente creo que lo mejor que podría hacerse es adecentarla, poner aceras nuevas, cuidar más los jardines que poseen unos árboles más que valiosos, ver que se hace con el suelo de tierra que me parece casi indecente y eliminar la fuente poniendo en su lugar un mirador a la Plaza sobre una fuente de un caño, alargada o un banco corrido de piedra. Tampoco vendría mal "iluminar", de algun modo, por ejemplo adecentando fachadas las salidas que flanquean el Edificio España asi como poner en valor la pléyade de edificios y monumentos que rodean la plaza a menos de diez minutos caminando despacio, entre ellos el Palacio de Liria, el añejo instituto Cardenal Cisneros, o el museo de la ilustración así como el complejo cultural Conde Duque, quizás algo más alejado. Poco arreglo más tiene, así que no queda más que esperar a que, como siempre que el ayuntamoento toca algo, lo estropee más.
Por cierto, si los chinos no aceptan no tocar la fachada hay dos opciones que se larguen o que el ayuntamiento se baje los pantalones una vez más. Veremos.

2 comentarios:

  1. El edificio España, con su aire de universidad de república soviética, es el alma de esa plaza. Espero que no se atrevan a cargárselo. Tengo muchas ideas para mejorar ese espacio pero espero que la alcaldesa no me pregunte a mi y que recurra a los expertos. Lo que sea, menos que decida el equipo municipal que seguro que lo arregla cambiando el monumento al Quijote por otro a alguna obra de Tierno Galvan, su remedio universal para todos los males de la ciudad.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  2. No sé si estoy de acuerdo con lo que comentas de la obra de Tierno, pero sí lo estoy en que cualquier cosa que haga cualquier ayuntamiento sólo es para empeorar. Por cierto, no tengo nada contra el hecho del monumento al Quijote, pero es que sste es espantoso, por supuesto yo no lo eliminaría pero desde luego donde está no es el lugar adecuado de la plaza.

    ResponderEliminar